Skip to the main content.
¿Qué Es La Fundación De Interés Privado De Panamá?

11 minutos de lectura

¿Qué Es La Fundación De Interés Privado De Panamá?

La protección, gestión y sucesión de bienes no es un concepto moderno. A lo largo de los siglos, varias civilizaciones han ideado medios para asegurar su riqueza y transmitirla a sus descendientes. El Emperador Romano César Augusto fue pionero en el sector de la gestión de activos, gracias a la Fiducia o fideicomiso. Panamá continúa con esta tradición y ha demostrado ser uno de los mejores lugares del mundo para proteger los activos. Hoy hablaremos de uno de mis medios favoritos de protección patrimonial, la Fundación de Interés Privado de Panamá (PPIF por sus siglas en Inglés).

 

UN POCO DE HISTORIA DE LAS FUNDACIONES

En la Edad Media, si los caballeros de las cruzadas morían en combate, podían transferir previamente sus bienes a una persona determinada que los entregaría a los hijos y esposas. Más tarde, los Británicos crearon Fideicomisos y, con el impacto de la Revolución Francesa, surgieron las Fundaciones. Las fundaciones se aceptaron ampliamente en Europa, en primer lugar con fines benéficos sin fines de lucro. Sin embargo, algunos países, como el Principado de Liechtenstein, aprobaron una ley para fundaciones privadas que no serían de interés público o social. Suiza, Luxemburgo y las Islas Caimán son otras jurisdicciones populares para establecer fundaciones. A fines del siglo pasado, Panamá combinó lo mejor de la Ley Común y Civil al aprobar la Ley 25 el 12 de junio de 1995. Además de ofrecer una Fundación extraterritorial, el país disfruta de estabilidad política y económica, y el gobierno tiene una política pro-negocio. Panamá es una de las economías más fuertes de América Latina.

 

Patrimonio financiero - La Fundación de Interés Privado en Panamá es un instrumento legal que permite a individuos y empresas contribuir de manera voluntaria a proyectos de interés comunitario y sostenible. Este tipo de fundación se financia a través de donaciones y patrocinadores, y su funcionamiento se rige por reglamentos específicos que garantizan la transparencia en el uso de los recursos. Uno de los aspectos clave de estas fundaciones es su colaboración con la comunidad, ya que están diseñadas para abordar necesidades locales y contribuir al bienestar de la sociedad.

Tener su patrimonio y sus bienes bien protegidos asegurará su felicidad en el futuro.

QUÉ ES UNA FUNDACIÓN DE INTERÉS PRIVADO

En primer lugar, debemos considerar el artículo 39 de la Constitución Política de Panamá, que es el primero de los dos pilares legales que sustentan la existencia de esta estructura de Fundación. En esencia, este artículo permite constituir y dotar de personalidad jurídica a Sociedades y Fundaciones, siempre que no sean contrarias al orden público ya las buenas costumbres. Por esa razón, las organizaciones que promuevan la discriminación racial o la superioridad de un grupo étnico o raza no serán elegibles para la acreditación. El segundo pilar es la Ley 25, el Acta Fundacional y el Reglamento o Estatutos mencionados en el Artículo 2.

Al igual que otras Fundaciones, una Fundación Panameña de Interés Privado consiste en que una persona natural (o una persona jurídica) funda otra persona jurídica que recibirá bienes, y, sucesivamente, esta última se encarga de la dirección y administración de los mismos en beneficio de los beneficiarios del Fundador designado. Tanto el documento público denominado Acta Fundacional, como el privado denominado Reglamento o Estatutos, definen toda la estructura.

Otros agentes relevantes son el Consejo y el Protector. El primero administra la propiedad de conformidad con las disposiciones de los Documentos de la Fundación, mientras que el segundo asegura que la Fundación trabaje estrictamente para su propósito y proteja el interés de los beneficiarios.

En pocas palabras, los pasos para configurar este medio legal son los siguientes: 

  • Redacción del Acta Fundacional.
  • Inscripción de este documento en Registros Públicos.
  • Transferencia de bienes a la Fundación.
  • Redacción del Reglamento o Estatuto.
  • Y opcionalmente, notarizar este documento. 

Una vez que el beneficiario recibe su propiedad cedida, la Fundación termina.

Por lo tanto, un fundador dona activos a una Fundación para la realización de un propósito. Todos los bienes, entonces, pertenecen a la Fundación, y el fundador ya no los posee.

 

PRINCIPALES ELEMENTOS DE UNA FUNDACIÓN DE INTERÉS PRIVADO

  • Los activos son los bienes tangibles o intangibles, personales o propiedad real que recibe la Fundación para el desarrollo de su propósito. Por ejemplo, cuentas bancarias, bienes raíces y acciones son ejemplos de activos.
  • Interés Privado significa que la Fundación trabaja en beneficio de una persona jurídica (persona física, jurídica, benéfica o familiar) sin la intervención del Estado o de terceros.
  • Sin fines de lucro significa que este tipo de fundación no tiene como objetivo principal la ganancia financiera. Es decir, en principio debe beneficiar a la sociedad, pero más adelante, mencionaremos las actividades comerciales en las que puede involucrarse una PPIF.
  • La Organización es el rol asignado a cada agente en la Fundación.

Otro aspecto crucial es que, a través de una Fundación, el fundador puede crear un testamento vital para distribuir y utilizar su patrimonio como desee durante sus últimos días. En términos legales, la Fundación es una persona jurídica, es decir, puede adquirir bienes y préstamos, celebrar convenios, etc. El artículo 38 del Código Civil establece que pueden ser personas jurídicas las organizaciones políticas, públicas, religiosas o comerciales que al menos una persona capaz puede representar. Por capaces, el Artículo 297 del código Civil se refiere a las personas físicas que no sean dementes, sordas, mudas o menores de edad. Los sordomudos pueden ser fundadores si reciben la instrucción adecuada y pueden expresar su voluntad y comprender la de otra persona. 

En virtud del artículo 1 de la Ley 25, el fundador puede ser una persona natural, jurídica o un tercero. El primero es el más usual. La segunda es una corporación o asociación, y es ideal cuando se crean organizaciones más confidenciales. El tercero proporciona más confidencialidad y protección y se le conoce comúnmente como Fundador Nominal. Este último es un poco más complicado y se debe tener cuidado al elegir esta categoría.

 

Justicia y Concepto Legal - La Fundación de Interés Privado en Panamá es un instrumento legal que permite a individuos y empresas contribuir de manera voluntaria a proyectos de interés comunitario y sostenible. Este tipo de fundación se financia a través de donaciones y patrocinadores, y su funcionamiento se rige por reglamentos específicos que garantizan la transparencia en el uso de los recursos. Uno de los aspectos clave de estas fundaciones es su colaboración con la comunidad, ya que están diseñadas para abordar necesidades locales y contribuir al bienestar de la sociedad.

Puede estar tranquilo sabiendo que sus activos están seguros y debidamente protegidos.

DERECHOS Y OBLIGACIONES DEL FUNDADOR

En otros artículos, discutimos la cantidad de control y flexibilidad que un Fideicomiso de una Fundación puede proporcionar a un Fundador. Las Fundaciones de Interés Privado de Panamá no son la excepción.

  • El fundador puede determinar los derechos, obligaciones y restricciones que tiene todo agente perteneciente a la organización. Esto implica un excelente control de las políticas.
  • Él o ella puede recuperar su propiedad siempre que esté estipulado en el acto de transferencia de la propiedad. Véase el artículo 12 de la Ley 25.
  • Según el artículo 7 de la Ley 25, el fundador puede modificar los documentos de la Fundación.
  • Por definición, el fundador puede mantener sus bienes separados de los de la Fundación.
  • El fundador puede revocar la constitución de la Fundación siempre que así lo estipule el Acta Fundacional.
  • El fundador puede nombrar y destituir a los miembros del Consejo. Además, puede nombrar profesionales (abogados, contadores, banqueros, etc.) para garantizar que la Fundación está trabajando para su propósito.

La primera obligación del fundador es la transferencia de bienes a la Fundación Panameña de Interés Privado al inscribir el Acta Fundacional en Registros Públicos. Este documento, en combinación con el Reglamento, podría dictar otras responsabilidades y límites. 

Para todo lo que necesite saber sobre Residencias, Segundos Pasaportes y Protección Patrimonial, lea este increíble artículo: Conceptos Básicos sobre Cómo Obtener un Segundo Pasaporte o una Segunda Residencia.

 

EL CONSEJO DE FUNDACIÓN

El Consejo de Fundación es el órgano que administra los bienes con un fin, cumple con el acta Fundacional y el Reglamento, y mantiene relaciones sanas con otras organizaciones y el Estado. Hay dos tipos de Consejos de Fundación. El primero es un grupo de al menos tres personas: el Presidente, el Tesorero y el Secretario. El Fundador también puede ser representante o administrador de la Fundación. El segundo es una persona jurídica, ya sea extranjera o nacional, que tiene el rol de administrador.

Si bien el Consejo goza de flexibilidad en cuanto a sus limitaciones y obligaciones, el Artículo 18 de la Ley 25 establece algunas reglas. Algunas de ellas son la administración de los bienes de que se dota la fundación, la rendición de informes anuales a los beneficiarios y la entrega de la parte de los bienes que estipulan los documentos de la Fundación, y la firma de convenios a nombre de la Fundación. El Consejo prácticamente no tiene derechos, pero, por lo general, se les paga por sus servicios.

 

LOS BENEFICIARIOS

Son las personas que se benefician parcial o totalmente del patrimonio de la Fundación. En la práctica, deben ser capaces de administrar bienes o al menos tener una representación legal adecuada. Hay dos tipos de beneficiarios. El primero son los miembros de la familia, mientras que el segundo es cualquier persona fuera de la familia, como amigos, empresas, organizaciones benéficas, etc. Una de las principales ventajas de las Fundaciones de Interés Privado de Panamá es que el Fundador puede ser un beneficiario. Por lo tanto, el Fundador puede ser tanto miembro del Consejo como beneficiario.

A los beneficiarios se les otorgan diversos derechos tales como perseguir al Consejo de Fundación en caso de negligencia, remover al Consejo de Fundación en caso de conflicto de intereses, denunciar actuaciones contrarias a los documentos de la Fundación, y exención del impuesto de transmisiones patrimoniales (sólo si la transacción es entre padre y descendiente o viceversa, o entre cónyuges).

 

EL PROTECTOR

Este agente se asegura de que la Fundación esté trabajando para cumplir con su propósito, cumpla con sus reglas y esté brindando a cada beneficiario su parte. El Fundador puede contratar protectores ilimitados. Esta figura puede ser una persona natural o jurídica, nacional o extranjera, o profesional o corporación. En la práctica, suelen existir órganos de control encargados de tareas específicas. En otras palabras, la Ley establece un sólido sistema de controles y saldos dentro de la Fundación.

Según el Artículo 24, las facultades del protector son: 

  • Asegurar el cumplimiento de los propósitos.
  • Regular y aprobar las actividades del Consejo.
  • Exigir cuentas al Consejo.
  • Proteger los intereses y derechos de los beneficiarios.
  • Designar nuevos miembros del Consejo.
  • Cambiar los propósitos si no son alcanzables.
  • Y si se estipula, modificar los beneficiarios y cuidar la propiedad.

 

Como en el caso del Consejo, el Protector no podía cobrar por sus servicios. Sin embargo, en la práctica sí reciben una cuota mensual o anual, una comisión por la transmisión de la propiedad o simplemente un anticipo. El Reglamento de la Fundación establecerá las condiciones económicas particulares.

Contenido Relacionado: ¿Cómo es la Vida en Panamá?

 

Mapa de Panamá - La Fundación de Interés Privado también ofrece la opción de mantener la reserva de anonimato de sus patrocinadores, lo que brinda cierta confidencialidad en su contribución. Sin embargo, es importante destacar que esta reserva no afecta la validez ni la identidad de la fundación en el registro público. Estas fundaciones son un valioso instrumento para aquellos que desean marcar una diferencia en su entorno y contribuir de manera significativa a proyectos que tienen un impacto positivo en la comunidad. En resumen, las Fundaciones de Interés Privado en Panamá representan una medida innovadora y efectiva para promover el bienestar social y el desarrollo sostenible en el país.

Mapa de Panamá

EL AGENTE RESIDENTE

Este actor debe ser un abogado con licencia o una firma de abogados dentro de Registros Públicos. Su tarea principal es la redacción de la documentación legal de la Fundación. Como sugiere su nombre, él o ella debe residir en Panamá.

Sus derechos son: 

  • La cuota anual por servicios.
  • Pago de cualquier trámite legal posterior a la creación de la Fundación, como apertura de cuentas bancarias, registro de poder, etc.
  • Pago por redacción, aprobación e inscripción de la Fundación.
  • Pago por servicios especiales (atender correos electrónicos o llamadas telefónicas, o ser un fundador nominal).

Sus responsabilidades son: 

  • Conocer profundamente a su cliente, mantener suficiente información sobre él y comunicar a las autoridades Panameñas cuando se realice una investigación en contra de la Fundación.
  • Mantenerse informado sobre cualquier acción judicial contra la Fundación dentro de Panamá.
  • Comprensión de los actores que pertenecen a la organización de una Fundación de Interés Privado de Panamá.

 

REVOCABILIDAD, ACTIVIDADES COMERCIALES Y PRIVACIDAD

Estos son aspectos cruciales a tener en cuenta al establecer una Fundación. En primer lugar, la revocabilidad permite al fundador cancelar la creación de la Fundación Panameña de Interés Privado y recuperar su patrimonio. Aunque estas acciones son normalmente irrevocables, no lo es si la Fundación se crea con fines testamentarios.

El fundador puede garantizar la revocabilidad si: 

  • Él o ella establece cómo revocar dentro de la documentación.
  • Registros Públicos no ha presentado el acta fundacional.
  • La Fundación no cumple con los propósitos para los que el Fundador creó la Fundación.
  • El Consejo de Fundación comete un delito contra el fundador.

En segundo lugar, a pesar de su carácter sin fines de lucro (Artículo 3), una Fundación de Interés Privado Panameña puede llegar a realizar actividades lucrativas. Por ejemplo, si realiza una actividad ocasional, la Fundación no tendrá la consideración de profesional o comerciante. En el caso de poseer acciones, la Fundación deberá dedicarlas a la consecución de su objeto original. Como accionista, puede hacer uso de sus derechos como administrar, controlar y tomar decisiones sobre el negocio.

En tercer lugar, es ilegal divulgar información sobre las actividades, operaciones o miembros de la Fundación. El Artículo 35 establece que la infracción de este requerirá que el culpable pague una multa de $ 50,000 y permanezca 6 meses en la cárcel. Como se mencionó anteriormente, el acta Fundacional es un documento público, mientras que el Reglamento es privado. Por lo tanto, es posible mantener en secreto las normas internas. A pesar de que la Carta está disponible públicamente, su información puede permanecer privada mediante el nombramiento de fundadores nominados o miembros del consejo en la organización de la fundación. Cabe mencionar que si bien la fundación no es un Testamento Privado, el fundador puede definir un plan de herencia en beneficio de sus herederos o personas de su elección. De acuerdo con el Artículo 13, la sucesión forzosa no se aplica a las Fundaciones de Interés Privado Panameñas, y los herederos no pueden impedir la creación de la Fundación o las transferencias.

 

Mix de billetes de diferentes países - La Fundación de Interés Privado también ofrece la opción de mantener la reserva de anonimato de sus patrocinadores, lo que brinda cierta confidencialidad en su contribución. Sin embargo, es importante destacar que esta reserva no afecta la validez ni la identidad de la fundación en el registro público. Estas fundaciones son un valioso instrumento para aquellos que desean marcar una diferencia en su entorno y contribuir de manera significativa a proyectos que tienen un impacto positivo en la comunidad. En resumen, las Fundaciones de Interés Privado en Panamá representan una medida innovadora y efectiva para promover el bienestar social y el desarrollo sostenible en el país.

La variedad de posibilidades económicas en Panamá es enorme.

COSTOS, RÉGIMEN TRIBUTARIO, REQUISITOS Y TRÁMITES

Hemos discutido anteriormente que el Consejo y el Protector no tienen derecho a reclamar una remuneración por sus servicios. Sin embargo, en la práctica, normalmente cobran porque hacen un trabajo muy complejo. Descubramos brevemente los costos que implica la creación de una fundación.

  • La Creación y la Documentación requieren muchos conocimientos especializados, por lo que es recomendable contratar profesionales competentes que manejen cada paso con cuidado. Existen honorarios mínimos, pero los honorarios varían dependiendo de la reputación, la experiencia, el tiempo para llevar a cabo todo y la responsabilidad del abogado.
  • Los costos de gestión son opcionales, como se ha indicado anteriormente, pero en la práctica se producen. Sólo el Reglamento determina si los gerentes cobran.
  • Servicios como la apertura de cuentas a nombre de la Fundación también requieren conocimientos especializados.

En materia tributaria, el Artículo 27 establece que no se aplicarán impuestos (y contribuciones, gravámenes o impuestos) en los actos de creación, modificación y extinción, ni en los actos de transferencia, transmisión o gravamen de los bienes y rentas derivados de las actividades de la Fundación. Este es el caso si los activos:

  • Están situados en el extranjero.
  • Es dinero depositado por personas naturales o jurídicas que obtengan sus rentas en el extranjero o rentas libres de impuestos en Panamá.
  • Son acciones o valores de empresas cuyos ingresos no sean de fuente Panameña o ingresos libres de impuestos generados en Panamá.

La transferencia de bienes inmuebles, títulos, certificados de depósito, acciones o dinero destinados al objeto de la fundación o derivados de la extinción no están sujetos al impuesto si el beneficiario es pariente dentro del primer grado de consanguinidad o cónyuge del fundador.

Es importante tener en cuenta que todos los documentos que deben presentarse en Registros Públicos deben estar en cualquier idioma con escritura Latina. Además, el nombre de la fundación debe tener la palabra "fundación" en cualquier idioma, caracteres Latinos, y no debe tener el nombre de otra Fundación Panameña de Interés Privado. Y ahora, enumeremos los documentos de la fundación y la información contenida en ellos.

  • Poder notarial es un documento que permite al fundador otorgar autoridad legal a un asesor que se encargará de los actos de creación, redacción, registro o administración. (Aunque no es necesario para la fundación, aún deberá seguir estas pautas al obtener un poder notarial).
  • El Acta Fundacional es el documento principal que comprende todos los datos básicos de la Fundación, incluidos el nombre, la duración, el consejo, etc.
  • El Reglamento es el documento secundario que contiene el nombre de los beneficiarios o pólizas de distribución de activos.
  • La Resolución del Consejo informa sobre el desempeño del Consejo en términos de gestión de activos y otras funciones.
  • Los Informes comparten información sobre algunos miembros y explican las actividades en las que se involucra la fundación o los beneficios que recibe la fundación.
  • Los documentos de Cita reflejan quién es elegido para realizar una tarea específica.
  • Los Documentos de no-responsabilidad liberan a algunos miembros de cualquier consecuencia de los actos de las fundaciones y de cualquier obligación hacia terceros.
  • Los Documentos de due diligence, emitidos por un agente residente, contienen información sobre la persona que desea constituir una Fundación de Interés Privado Panameño.

El Acta Fundacional debe incluir: 

  • Nombre de la fundación
  • Patrimonio inicial (al menos $ 10,000, pero se puede expresar en cualquier moneda)
  • Consejo: nombres y direcciones de los miembros y su dirección.
  • Domicilio (en Panamá o en el extranjero)
  • Nombre y dirección del Agente Residente.
  • Propósitos u objetos.
  • Forma de designación de los beneficiarios.
  • Enmiendas: políticas para modificar la Carta. Uno de los miembros de la Fundación tiene derecho a modificarlo.
  • Duración: limitada o ilimitada.
  • Activos: forma de su distribución.
  • Liquidación: forma de liquidar y disolver una vez alcanzados los fines.

Algunas cláusulas extras son el nombramiento de protectores y representantes legales o la destitución de los miembros del Consejo. El procedimiento para modificar el Acta Fundacional debe ajustarse a las disposiciones del Acta Fundacional, pero el Artículo 7 de la Ley 25 establece los requisitos para hacerlo. Las resoluciones de la Carta deben constar en un documento escrito que también debe contener la fecha de ejecución. Estos deben especificar quién firma el documento y certifica la modificación y, por último, un notario debe autenticar las firmas.

En cambio, la Ley 25 no determina los contenidos que debe contener el Reglamento, pero habitualmente las cláusulas son, entre otras, las siguientes:

  • Nombres y direcciones de los beneficiarios de la Fundación.
  • Los bienes que posee la fundación.
  • La forma de distribuir los bienes a cada beneficiario.
  • Los poderes y limitaciones del Consejo y del Fundador.
  • La forma de modificar el reglamento.
  • El nombramiento de nuevos beneficiarios. 

En consecuencia, sólo el Reglamento o el Acta Fundacional determinan cómo se modificará la normativa. El fundador dictará los libros mínimos que debe llevar la Fundación Panameña de Interés Privado, pero el obligatorio es el Historial Empresarial o Actas, que contiene la información más relevante sobre una sociedad y su historia (por ejemplo, estatutos, artículos de incorporación, resoluciones y consentimientos).

Contenido relacionado: Las Cuatro Visas Top para Mudarse a Panamá

 

Vista Aérea de la Ciudad de Panamá  - La Fundación de Interés Privado también ofrece la opción de mantener la reserva de anonimato de sus patrocinadores, lo que brinda cierta confidencialidad en su contribución. Sin embargo, es importante destacar que esta reserva no afecta la validez ni la identidad de la fundación en el registro público. Estas fundaciones son un valioso instrumento para aquellos que desean marcar una diferencia en su entorno y contribuir de manera significativa a proyectos que tienen un impacto positivo en la comunidad. En resumen, las Fundaciones de Interés Privado en Panamá representan una medida innovadora y efectiva para promover el bienestar social y el desarrollo sostenible en el país.

Ciudad de Panamá - Vista Aérea

UNO O MÚLTIPLES fineS

Una Fundación Panameña de Interés Privado puede perseguir diversos fines siempre que sean de carácter no lucrativo. Algunos ejemplos son:

  • Una Fundación Mortis Causa con Efectos Privados tiene fines testamentarios y nace con la muerte del fundador. Es una práctica común que el Fundador se ponga a sí mismo como primer beneficiario hasta su muerte cuando los bienes son distribuidos y administrados de acuerdo a sus instrucciones.
  • Una Fundación Inter Vivos con Efecto Privado puede tener una infinidad de propósitos. Al igual que otros Fideicomisos y Fundaciones, es habitual utilizarlo para mantener a una familia. Una Fundación Panameña de Interés Privado puede proporcionar alimentos, techo, ropa, transporte, etc. La familia beneficiaria de esto no debe ser necesariamente la familia del fundador. Puede tener fines educativos, de alquiler vitalicio, fiscales y de protección y gestión de activos.
  • La Fundación Inter vivos o Mortis Causa con Efectos Públicos tiene fines benéficos y de interés general.
  • Una Fundación Inter vivos o Mortis Causa con Efectos Administrativos y Financieros puede tener multitud de finalidades. Por ejemplo, es útil para captar y administrar capitales y títulos, siendo una gestión de garantía o seguro.


CONCLUSIón

Como puede apreciar, una Fundación de Interés Privado Panameña posee muchas características positivas como flexibilidad, privacidad y beneficios fiscales. A pesar de su naturaleza sin fines de lucro, es posible usarlo para fines personales, como poseer propiedades, planificar el patrimonio y cuidar de una familia. Además de eso, el Fundador disfruta de una gran libertad de privacidad y control sobre los órganos de gobierno y los actores involucrados. Las Fundaciones de Interés Privado de Panamá son prueba de la estabilidad económica y política de Panamá y de su entorno favorable a los negocios.

 

Informe Sobre Protección Offshore

 

TRABAJA CONMIGO

Ayudo a mis clientes a mudarse al extranjero en busca de libertad, privacidad y autonomía, centrándome en los problemas de inmigración, legalidad e impuestos que enfrentarás al convertirte en un expatriado. Si te gustaría trabajar uno a uno conmigo para salir de tu país de origen (o establecer una ubicación de Plan B), entonces lee esta carta importante y rellena un formulario de solicitud para convertirte en un Cliente Privado. Mis honorarios no son baratos; sin embargo, te puedo asegurar que cuando trabajas con una firma profesional como la nuestra, los resultados valdrán la pena.

 

LO MEJOR DEL MUNDO EXPATRIADO

Si deseas obtener la mejor información del mundo de los expatriados, incluyendo oportunidades lucrativas en el extranjero, estrategias poco conocidas para ahorrar impuestos y conocimientos valiosos sobre inmigración, pasaportes y residencias de Plan B, todo enviado a tu bandeja de entrada cada semana, entonces únete a nuestra correspondencia diaria, EMS Pulse. Actualmente disfrutado por más de 37,000 expatriados y aspirantes a expatriados en todo el mundo. Rellena el formulario a continuación para unirte a nuestro boletín de noticias gratuito:

 

Mikkel Thorup

Written by Mikkel Thorup

Mikkel Thorup es el consultor de expatriados más solicitado del mundo. Se enfoca en ayudar a clientes privados con alto patrimonio a mitigar legalmente las obligaciones tributarias, obtener una segunda residencia y ciudadanía, y armar una cartera de inversiones extranjeras que incluye bienes raíces internacionales, plantaciones de madera, tierras agrícolas y otros activos tangibles de dinero duro. Mikkel es el fundador y CEO de Expat Money®, una firma de consultoría privada que comenzó en 2017. Presenta el popular podcast semanal, Expat Money Show, y escribió el libro definitivo #1 en ventas Expat Secrets - How To Pay Zero Taxes, Live Overseas And Make Giant Piles Of Money.

Recent Posts

El Estándar De Oro: Identificación De Los 5 Principales Países Para La Adquisición De Oro

El Estándar De Oro: Identificación De Los 5 Principales Países Para La Adquisición De Oro

Has pasado décadas acumulando riqueza, solo para ver cómo los ahorros se marchitan a medida que los gobiernos y los bancos centrales de todo el mundo...

Continue Reading
Destino Peligroso: 7 Países Que Los Expatriados Deben Mantenerse Lejos

Destino Peligroso: 7 Países Que Los Expatriados Deben Mantenerse Lejos

En un mundo cada vez más interconectado, la perspectiva de vivir en el extranjero como expatriado es cada vez más atractiva. Ya sea por oportunidades...

Continue Reading
9 Razones Por Las Que Paraguay Es Una Joya Subestimada Para Los Expatriados

9 Razones Por Las Que Paraguay Es Una Joya Subestimada Para Los Expatriados

Al explorar posibles destinos para la reubicación, Paraguay a menudo permanece bajo el radar de muchos expatriados, que tienden a inclinarse hacia...

Continue Reading